Conoce tu cuenca

¿Sabes qué es?

Una cuenca es un territorio drenado por un único sistema de drenaje natural que drena sus aguas al mar a través de un único río, o que vierte sus aguas a un único lago endorreico.

A su vez, las cuencas hidrológicas se agrupan en regiones hidrológicas.

Las cuencas se delimitan por su  parteaguas o línea divisoria de las aguas, que es aquella que une los puntos de mayor elevación en la topografía.

 

¿Cómo trabaja?

Una cuenca funciona como un embudo hecho naturalmente por la misma topografía del terreno, por el paisaje mismo, en el  que si cae agua de lluvia ésta escurre hacia la salida de nuestro embudo imaginario.

 

¿QuiÉn las habita?

En las cuencas coexisten los recursos, agua, suelo, flora, fauna, otros recursos naturales y, por supuesto tu.

Las cuencas son el hogar de los seres vivos que las habitan: humanos, plantas y animales, que viven gracias a las aguas de los ríos, nieve, lluvia y acuíferos que se encuentran en ellas.

Todos los residentes de una cuenca están unidos independientemente de la división política y cultural.

Además, lo que hagan unos aguas arriba tiene efectos en otros aguas abajo.

 

¿CÓmo se forma?

Una cuenca puede ser vista como un sistema donde todos sus componentes están relacionados entre si, y una buena o mala acción en alguno de sus componentes se ve reflejado en todos.